sábado, 3 de marzo de 2012

¡Viva la cosecha de otoño!










1.       Cuando llega el otoño muchas señoras se ponen de mal humor porque caen las hojas y tienen que pasar el día barriéndolas y quemándolas, tarea que no siempre resulta sencilla , ya que la brisa otoñal impide juntarlas fácilmente.
2. Otras señoras en cambio tienen la costumbre de juntarlas en el jardín y obtener un abono que sirve para el crecimiento de las plantas.
3. Pero nosotros vamos a hacer algo muy interesante en la cocina. Es para olvidar la tarea tan molesta de esta estación , y que en cambio no deje un dulce recuerdo.
4. ¿Sabés de qué se trata? Pues de una masa de galletitas que se convertirá en hojas dulces! Se prepara así, colocá sobre la mesa dos cucharadas soperas de azúcar, unas gotas de esencia de vainilla, 2 cucharadas de harina común, 1 cucharada de manteca, ½ cucharada  de agua y 2 o 3 gotas de colorante verde (yo usé uno que tenía en polvo)
5. Estirá la masa bien finita enharinado muy bien el palote y la mesa y luego córtala en hojas de distintas formas: lanceoladas, lobuladas, acorazonadas...como las hojas de las plantas del jardín o de las macetas. Entonces en crudo y con el revés del cuchillo márcale las nervaduras. Luego levántalas cuidadosamente con la espátula, colócalas en placas enmantecadas y enharinadas y cocínalas en horno regular( no muy caliente) hasta que empiecen a ponerse un poco amarillentas...como en ele otoño. Ped
íle a mamá que las saque con una espátula mientras estén calientes, y...cuando se enfríen...
6. ...¡Seguro que parecerás una hormiga comiendo hojas!¡ Son realmente originales, fáciles y requete buenas! Además te divertirás de ver la cara de asombro de tus amigos , cuando los invites a comer "hojas".