sábado, 3 de julio de 2010

Soplillos segovianos




Si muy pronto cae en su casa de sorpresa alguna amiga española que hace tiempo no la ve, sorpréndala ofreciéndole mate – bien rioplatense – con unos espléndidos “soplillos segovianos” que podrá hacer en un periquete. Aparentemente parecen “bombitas a medio inflar”. Pero la textura de la masa es totalmente distinta y sólo se parecen a… ¡“soplillos segovianos”!


1)      Haga hervir 4 cucharadas de aceite (sin oliva). Enfríe.
2)      Bata en un bol, 2 yemas y vaya agregándole de a poco, como si hiciera mayonesa, el aceite, 1 cucharadita de ralladura de limón, 2 cucharadas de vino blanco y 2 cucharadas de gin. Se habrá formado ¡una salsa!
3)      Agréguele 2 cucharadas panzonas de harina y una bien. ¿Verdad que tendrá el aspecto de una masa bomba?
4)      Vierta la pasta de a cucharaditas sobre una placa forrada con papel blanco enmantecado.
5)      Cocine en horno caliente hasta que se “soplen” y queden sequitos.
6)      Retire, espolvoree en caliente con azúcar impalpable tamizado y… ¿qué espera para “ensillar” el mate?