sábado, 14 de agosto de 2010

Sabores patrios






Para acompañar el chocolate el 25 de Mayo, Blanca Cotta propone deliciosas variantes de alfajorcitos. Cada uno representa a alguna región del país: sureños, marplatenses, santafesinos.

En diversas latitudes existen tapitas de masa unidas de a dos con cremas o dulces… Pero “alfajores” como los nuestros, ya sea marplatenses, cordobeses, santafesinos o de la provincia que sea… ¡dudo que haya otros en el mundo capaces de competir con ellos! Imposible abarcar todas las variedades… Aquí le ofrecemos las variantes más fáciles para ofrecer con “el chocolate del 25”… Cada provincia argentina – al igual que sucede con las empanadas – tiene sus fórmulas exclusivas.

Alfajorcitos sureños

Ingredientes (para una docena)

Azúcar impalpable tamizada, 70g
Manteca blanda, 50g
Huevo, 1
Esencia de vainilla, 1 cucharadita
Harina, 100 gramos
Fécula de maíz, 1 cucharada panzona
Carbonato de amonio, ½ cucharadita (o en su reemplazo, bicarbonato de sodio)

Varios

Dulce de leche de repostería, 1 pote
Chocolate cobertura, 200 gramos

Preparación

1.       Bata la manteca con el azúcar impalpable hasta obtener una crema.
2.       Agréguele el huevo y siga batiendo… ¡aunque le parezca un desastre!
3.       Perfume con la esencia.
4.       Tamice la harina junto con la fécula y el carbonato de amonio.
5.       Agregue lo tamizado al batido anterior y mezcle hasta unir todo en un bollo.
6.       Vuélquelo sobre la mesa enharinada y termínelo de unir, agregándole un poco más de harina si hiciera falta. Debe resultar una masa tierna, pero que no se pegotee.
7.       Estire la masa dejándola bien fina. Despéguela de la mesa con una espátula.
8.       Córtela con un cortapastas más bien chico, tamaño copa de vino tinto; o boca de dama argentina, cantando el estribillo del Himno Nacional.
9.       Levante cuidadosamente los discos con una espátula y distribúyalos en placas enmantecadas y enharinadas.
10.   Cocínelos en horno caliente unos 7 minutos, aproximadamente, hasta que se noten sequitos y suavemente dorados.
11.   Retírelos de la placa con espátula y apóyelos sobre una superficie plana. ¡Siga haciendo más tapitas!
12.   Una vez cocidas y frías, una las tapitas de a dos con dulce de leche en el medio.
13.   Cuando los alfajores estén armados colóquelos sobre una rejilla y báñelos con el chocolate cobertura previamente cortado a cuchillo y derretido sobre un bañomaría suave.
14.   Recién cuando el baño esté bien seco (una vez escurrido el chocolate puede poner los alfajores en la heladera, para que el chocolate se solidifique más rápido), envuélvalos por separado en papel metalizado y pégueles un papelito que diga bien grande: “Industria Argentina”.