sábado, 11 de septiembre de 2010

Guisote de invierno



INGREDIENTES

Aceite, 4 cucharadas
Lomo de cerdo (o carré totalmente desengrasado), 600 gramos
Puerros, picaditos, 4 (tiernos)
Bulbos de cebollitas de verdeo, 20 (o si consigue cebollitas chiquitas, ¡mejor que mejor!)
Zanahorias grandes y tiernas, cortadas en juliana, 2
Morrón gordo cortado en cuadraditos, 1
Dientes de ajo masacrados, 6
Perejil picadísimo, 1 cucharada
Laurel, 2 hojas
Pimentón picante (o dulce si es “flojita”…), cucharadita panzona
Agua, 1 taza
Caldo de verduras, desmenuzado, 2 cubitos
Vino blanco nacional, 1 taza
Fécula de maíz, 1 cucharadita (o 2 si hiciera falta)
Sal y pimienta, a gusto

CORONA DE PAPAS

Papas grandes, 4
Manteca o margarina, 1 cucharada gorda
Sal, pimienta y nuez moscada, a gusto
Queso rallado, 3 cucharadas
Cebollita de verdeo, picadísima (parte verde), 2 cucharadas
Yemas, 2
Claras a nieve, 2
Manteca y pan rallado, para untar y espolvorear el molde

PREPARACIÓN

GUISO

  1. Caliente el aceite.
  2. Corte la carne en cubitos, sazónelo con sal y pimienta y saltéelos en el aceite hasta que se doren.
  3. Agregue los puerros, las zanahorias y el morrón. Rehogue 3 minutos. Un rato… ¡bah! No use como pretexto esta receta para pedirle a su marido que le compre un reloj con minutero…).
  4. Incorpore en la cacerola el laurel, el pimentón (dulce o picante) diluído en el agua, las cebollitas, los calditos desmenuzados y el vino.
  5. Cuando el “pasticchio” rompa el hervor, agregue en la cacerola la mitad del perejil y los ajos triturados.
  6. Tape y deje cocinar despacito mientras prepara la corona de papas.


CORONA DE PAPAS

  1. Lave las papas, cocínelas con cáscara y, cuando estén tiernas pélelas y tamícelas.
  2. Agrégueles la margarina (o manteca), el queso rallado y las 2 yemas, la cebollita de verdeo (cruda) y las claras batidas a nieve.
  3. Sazone a gusto con sal, pimienta y nuez moscada.
  4. Vuelque la mezcla en un molde en forma de anillo, enmantecado y espolvoreado con pan rallado.
  5. Cocine la corona de papas a baño de María en horno bien caliente, hasta que esté doradita y firme como un budín.

FINAL FELIZ

  1. Desmolde la “corona de papas” en la fuente precalentada donde piensa servir el guiso.
  2. Rellene el hueco de la corona con parte del guiso bien caliente. El resto llévelo en fuente aparte, para agregar a cada porción que sirva (¿cuándo se inventarán moldes con agujero central tamaño baño?).
  3. Lleve a la mesa espolvoreando el relleno con la media cucharada de perejil picado restante.