domingo, 25 de enero de 2015

Torta “patas para arriba”



            (Podría haberla llamado “upside-down cake”. Pero como el nacionalismo corre por mis venas preferí usar para titularla, en lugar del inglés, el idioma cordobés).

INGREDIENTES

Rodajas de ananás al natural, 5
Cerezas al natural o al marrasquino o glasé, 5
Almíbar de ananás al natural, ½ taza
Manteca, 50 gramos
Azúcar negra, 2/3 de taza


PREPARACION

  1. Coloque los 50 gramos de manteca y el azúcar negra en una cacerolita.
  2. Revuelva sobre el fuego hasta que ambos ingredientes se fundan (y usted también…).
  3. Vuelque la crema obtenida en el molde donde va a preparar la torta (24 ó 26 cm de diámetro, aprox., según quiera hacerla más bajita o más alta).
  4. Acomode sobre este menjunje las rodajas de ananás, lo más artísticamente posible… Decore el centro de cada anillo con 1 cereza.
  5. Agregue el almíbar de ananás a la torta básica y vierta el batido por cucharadas sobre la decoración, tratando de no hacer un desastre.
  6. Alise cuidadosamente la pasta con una espátula.
  7. Cocine la torta en horno moderado, hasta que esté cocida (45 minutos como mínimo).
  8. Retire el molde del horno, apóyelo sobre una rejilla y déjelo reposar 1 ó 2 minutos.
  9. Recién entonces despegue los costados de la torta con una espátula e invierta el molde sobre la fuente donde piensa servir la torta.
  10. Deje el molde así, invertido, 2 minutos, para que la decoración del fondo tenga tiempo de deslizarse junto con el almíbar.
  11. Retire el molde… y si algún anillo o cereza se hubiera declarado en rebeldía, tome con disimulo una espátula, despegüelo y colóquelo donde corresponda antes que la decoración se enfríe.
  12. Sirva la torta tibia o bien fría, ofreciendo aparte crema chantilly (si quiere…).