martes, 16 de diciembre de 2014

Peras sorpresa



El otro día abrí una lata de peras al natural de buena familia y puse cada una en cada compotera, “boca abajo”, escondiendo una buena porción de praliné de nueces, que siempre tengo de reserva. Luego en un periquete hice una salsa espesa de chocolate con 1 pote de crema (200 gramos), 3 cucharadas de azúcar y 150 gramos de chocolate cortado en trocitos. Y bañe cada “pera sorpresa” con un abrazo caliente de chocolate. Resultado: “Mañana hacemos régimen”, dijeron todos los comensales… ¡y se las devoraron en un segundo!