viernes, 14 de octubre de 2011

Cañoncitos






1.       Estire la masa finita (3 mm) y corte en tiras de 1 cm de ancho.
2.       Enrósquelas alrededor de moldecitos especiales para cañoncitos (conos de metal) comenzando por la punta, y superponiendo un poco cada vuelta (no hace falta cubrir todo el molde).
3.       Apoye los moldes sobre una placa humedecida con agua y cocínelos en horno caliente hasta que la masa se esponje; séquelos a calor suave. Si quiere abrillantarlos, espolvoréelos con azúcar impalpable y colóquelos unos segundos en el grill. Desmóldelos.
4.       Rellénelos con chantillí, dulce de leche, crema pastelera o la de su preferencia. Igualmente son riquísimos con rellenos salados sobre la base de pollo, o atún, o camarones…