viernes, 26 de septiembre de 2014

Factura livianita y fuera de serie



He llegado a la conclusión de que la única forma de comer factura livianita y fuera de serie es… ¡hacerla en casa! ¿Lista? Disuelva 50 gramos de levadura prensada en ½ taza de agua tibia, bátala con 1 cucharadita de azúcar y 1 cucharada de harina y déjela fermentar. Entonces agréguele un poco mas de agua, un poco mas de harina (que quede como engrudo para pegar figuritas)… ¡y otra vez deje que se esponje bien! Ahora sí: póngala en un bol y, con la mano abierta, bátala mientras le agrega: 250 gramos de azúcar, la ralladura de 1 limón, 5 gotas de agua de azahar, 5 huevos, ½ taza de agua tibia, 125 gramos de manteca blanda y “la harina que entre”. Amase sobre la mesa hasta obtener un bollo elástico y tiernísimo. Deje leudar. ¡Y listo! Haga con esta masa lo que quiera.