viernes, 29 de noviembre de 2013

Crocantitas de avena





Para llenar una lata así de grande y disfrutarlas a toda hora. El mejor pretexto para devorar estas galletitas "sin culpa" es tomar conciencia de que una buena ingesta de avena arrollada... ¡ayuda a eliminar el colesterol! ¿Que no...? "Creer posible algo es hacerlo cierto..." ¡Glup! 




Lo que lleva:

  avena arrollada, molido grueso, 1 TAZA
  harina, ½ TAZA
  polvo para hornear, ¼ DE CUCHARADITA
  azúcar molida, ½ TAZA
  crema de leche, 50 GRAMOS
  manteca derretida, 75 GRAMOS
  miel de maíz (Kero), ¼ DE TAZA.

Varios:

  chocolate cobertura, 150 GRAMOS
  placas para horno, enmantecadas y enharinadas
  nueces, almendras repeladas o  castañas de cajú, PARA DECORAR

Cómo se hacen:




Paso 1 (2 minutos)

Ponga en un bol la avena arrollada y media taza de harina. Ahora incorpore un cuarto de cucharadita de polvo para hornear y también el azúcar. Agréguele la crema de leche, la miel de maíz y la manteca previamente derretida. Mezcle todo con una espátula o cuchara de madera, hasta obtener una pasta espesa. 




Paso 2 (5 minutos)

Enmanteque y enharine 2 placas para horno (si sólo tiene una, puede cocinar las galletitas por tandas). Distribuya la pasta por cucharaditas, en montoncitos bien espaciados porque se van a extender. Con una cuchara humedecida con agua, achate cada montoncito dándole forma redondeada (lo mejor que pueda).




Paso 3 (10 minutos)

Cocine las tortitas de avena en horno pre-calentado hasta que comiencen a dorarse los bordes (mucha atención, pues las galletitas que llevan miel, al menor descuido pueden quemarse...!) Retire la placa del horno y deje entibiar las galletitas. Despéguelas con una espátula, con cuidado, y apóyelas sobre una superficie lisa.




Paso 4 ( 15 minutos)

Siga haciendo más galletitas con el mismo método. Mientras tanto, corte el chocolate cobertura en trocitos. Colóquelos en un bol resistente al calor y éste, a su vez, dentro de una cacerola con agua hirviendo para el bañomaría. Lleve al fuego. Mezcle el chocolate con una cuchara hasta que esté totalmente fundido.




Paso 5 ( 15 minutos)

Una vez derretido el chocolate, pinte el dorso de las galletitas y póngalas sobre una placa, sin encimarlas. Antes que el chocolate se seque, decore el centro con media nuez o una almendra sin la piel marrón, o una castaña de cajú... ¡o lo que se le ocurra! Estaciónelas en la heladera hasta que el chocolate se endurezca.