lunes, 17 de septiembre de 2012

Tarta de ricotta y naranja

 

 

Esta es una de esas recetas que uno quiere tener siempre a mano. ¿Por qué? Porque resulta fácil de preparar, su sabor es delicado y las porciones... ¡bien rendidoras! Una dulzura exquisita y original para compartir con la familia y los amigos a la hora del té. A poner manos a la obra...

 

Lo que lleva:

harina leudante 250 GRAMOS Y CANTIDAD EXTRA

manteca blanda 125 GRAMOS

azúcar 120 GRAMOS

yema 1

huevo 1

ralladura de 1 naranja

Lo que lleva el relleno

ricota 1/2 KILO

azúcar 200 GRAMOS

naranja 1 (JUGO Y RALLADURA)

manteca derretida 6 CUCHARADAS

yemas 2

fécula de maíz 2 CUCHARADAS (AL RAS)

claras batidas a nieve 2

Varios

molde para tarta, profundo, de 24 centímetros de diámetro 1

manteca y harina PARA EL MOLDE

cacao dulce 2 CUCHARADAS (OPTATIVO)




Cómo se hace:

PASO 1 (2 MINUTOS)

Coloque la harina sobre la mesa en forma de anillo. Ponga en el centro la manteca blanda (retírela con anticipación de la heladera), el azúcar, la yema y el huevo. Una los ingredientes del centro y luego, de a poco, vaya incorporando la harina hasta obtener una masa firme, que no se pegotee (si hiciera falta, agregue un poco más de harina).


PASO 2 (4 MINUTOS)

Corte el bollo en 2 partes. Con el palo de amasar, estire una de las masas sobre la mesa enharinada, dejándola bien finita. Despéguela de la mesa con una espátula y forre el molde para tarta, previamente enmantecado y enharinado. Recorte los bordes excedentes en forma prolija y reserve los recortes, uniéndolos a la mitad de la masa reservada.


PASO 3 (7 MINUTOS)

Ahora pasemos al relleno. Tamice la ricota pasándola por un colador de malla fina y mézclela con los 200 gramos de azúcar, la fécula de maíz, el jugo de naranja y la ralladura de ídem. Sume la manteca derretida y las yemas. Incorpore con movimientos envolventes las claras a nieve. Rellene con la mezcla el molde forrado con masa y reserve.


PASO 4 (12 MINUTOS)

Una bien la masa reservada con los recortes y, si hiciera falta, amáselos con un poquitito más de harina leudante para manejarlos mejor. Haga lo mismo que con el bollo anterior. Estire la masa sobre la mesa enharinada, dejéndola fina. Despéguela de la mesa usando una espátula y con un cuchillo córtela en tiras largas de un centímetro de ancho.


PASO 5 (20 MINUTOS)

Levante con cuidado las tiras de masa y dispóngalas sobre el relleno formando un enrejado. Cocine la tarta en horno moderado hasta que la masa se note doradita y el relleno firme. Retire, deje enfriar y... ¡Glup! Si sobró masa, agréguele 2 cucharadas de cacao dulce y arme rosquitas. Cocínelas en horno moderado hasta que estén sequitas.