martes, 19 de febrero de 2013

Matambritos al Roquefort






¡A comer se ha dicho!

Sale con papitas a la crema. Un plato rico y fuerte

Ingredientes:

Masa:

3 morrones rojos, asados
6 matambritos de cerdo
sal y pimienta, a gusto
1 cucharadita de ají molido
1 cucharadita de orégano
1 cucharadita de pimentón
leche, cantidad necesaria
3 cucharadas panzonas de queso tipo Roquefort

Varios:

papitas a la crema

Preparación

1.       Adobe los matambritos a gusto con sal, pimienta, ají molido, orégano y pimentón.
2.       Colóquelos en una asadera con el adobo hacia arriba.
3.       Cúbralos generosamente con leche y cocínelos en el horno hasta que se noten tiernos. Si durante la cocción se consumiera la leche… ¡agregue más!
4.       Unos minutos antes de terminar la cocción, pase los matambritos al grill del horno para que se les forme una corteza bien crujiente.
5.       Una vez cocidos y doraditos, retire los matambritos del horno y cúbralos con el granulado de leche y una capa gruesa de Roquefort.
6.       Tape el queso con tiras de morrones asados, doble los matambritos encerrando el relleno y sujételos con palillos. Vuelva a colocar los matambritos así rellenos en el grill hasta que el queso luche por asomarse por los costados… ¡Y corra a servirlos con papitas a la crema y un buen vino tinto!

Papitas a la crema

1.       Pele ½ kilo de papas grandes, lávelas y séquelas.
2.       Recórtelas en forma de bolitas con una cucharita para hacer “papas noisette” (y si no quiere, en cubos chicos).
3.       Eche las papitas en agua hirviendo con sal y cuando estén a medio cocer… ¡escúrralas!
4.       Coloque las papas escurridas en otra cacerola, cúbralas con crema de leche y sazónelas con sal y pimienta negra recién molida.
5.       Coloque la cacerola sobre el fuego y haga hervir las papas despacito, hasta que terminen de cocinarse.
6.       Distribuya las papitas en cazuelitas, con la porción de crema correspondiente.
7.       Espolvoréelas con suficiente queso Gruyère rallado y gratínelas en horno bien caliente.