miércoles, 11 de septiembre de 2013

Torta de cacao livianísima



¿Todavía insiste en descubrir nuevas tortas de cacao, livianísimas? Ésta puede ser una base de locura para una “selva negra inolvidable”: bata en la batidora 6 huevos con 1 taza y 2 cucharadas de azúcar (que exactitud, Dios mío!) hasta que todo crezca y espese como sabayón (“punto letra”… ¡bah!). Entonces mézclele suavemente 1 taza y ½ de harina común, tamizada ¡5 veces!, con 4 cucharadas de cacao amargo… ¡y listo! Única recomendación: molde enmantecado (y enharinado) como si le regalaran la manteca y horno mas bien suave. Resultado: ¡glup a la enésima potencia!