domingo, 8 de septiembre de 2013

Tarta de bananas




Con 1 taza de bizcochos dulces secos y molidos (Canale, sarmiento, tostaditas o la marca que quiera), más 3 cucharadas de azúcar y 50 gramos de manteca hice un polvillo como arena húmeda y con esto revestí el fondo y las paredes de un molde chiquito para bizcochuelo, enmantecado y desarmable. Luego pise 3 bananas (apenas si alcanzaron a media taza) y las mezclé con 2 cucharadas de azúcar, 1 yema, 1 cucharada de gelatina remojada en agua fría y disuelta a baño maría y un pote de crema de leche batido espeso. Por último, le incorporé la clara batida a nieve y mezclada con 2 cucharadas más de azúcar. Lo demás, imagínelo: con esto rellené la tarta y la puse en la heladera hasta que estuvo firme. Por fin llego el momento de servirla y la adorné con dos círculos concéntricos hechos con las tres bananas restantes cortadas en rodajitas, espolvoreadas con azúcar y rociadas con jugo de limón. ¡Y alcanzó para todos!