jueves, 4 de julio de 2013

Pechuguitas rellenas con queso y jamón




¿La mejor forma de hacer rendir las supremas rellenas? Una vez cocidas, córtelas al “bies” en rodajas gruesas. El plato resultará más tentador… ¡y hasta le sobrarán piezas de este “rompecabezas” delicioso!

Pechuguitas rellenas con queso y jamón

Ingredientes

Supremas de pollo, 6
Sal y pimienta, a gusto
Nuez moscada rallada, ½ cucharadita
Jamón cocido, 150 gramos
Queso “de máquina”, 150 gramos
Queso rallado, 2 cucharadas
Manteca blanda, 1 cucharada
Huevo, 1
Harina, cantidad necesaria
Huevos batidos, 2 ó 3
Vinagre, 2 cucharadas
Pan rallado tamizado, cantidad necesaria
Aceite, para freír

Crema de choclo

Manteca, 50 gramos
Cebolla rallada, 1
Harina, 1 cucharada
Choclo cremoso, 1 lata
Crema de leche, ½ taza (optativo) o leche, simplemente
Sal y pimienta negra, a gusto
Azúcar, 1 cucharada generosa

Preparación

1.       Limpie y aplaste las supremas de pollo como indicamos en la receta de pechuguitas con nueces y piñones. Sazónelas a gusto y reserve.
2.       Pique finamente el jamón cocido y el “queso de máquina” y póngalos en un bol.
3.       Agrégueles el queso rallado, la nuez moscada, pimienta negra a gusto y ligue con 1 huevo y la manteca blanda. ¡Use las manos para que la mezcla resulte perfecta!
4.       Unte con esta pasta las supremas y enróllelas. Esta vez no las sujete con nada. Presione el borde libre, simplemente.
5.       Reboce cuidadosamente cada rollo con harina, báñelas en los huevos batidos con el vinagre y rebócelos por el pan rallado, presionando bien para que mantengan su forma.
6.       Acomode los rollos en una fuente espolvoreada con pan rallado y estaciónelos en la heladera 1 hora (o hasta el momento de cocinarlos).
7.       Caliente suficiente aceite en una sartén y fría los rollos sobre fuego mediano (para que se cocinen bien por dentro) hasta que estén bien doraditos de todos lados.
8.       Escúrralos sobre papel absorbente y sírvalos acompañados con la siguiente “crema de choclo”.

Crema de choclo

1.       Derrita en una cacerolita la manteca y rehogue la cebolla.
2.       Únale la harina y mezcle hasta que se haga una pastita.
3.       Agréguele la lata de choclo cremoso y la crema de leche y revuelva de vez en cuando hasta que todo se convierta en una crema.
4.       Sazone a gusto con sal y pimienta negra recién molida más la cucharada de azúcar.