miércoles, 30 de octubre de 2013

Ñoquis rellenos con queso



 

La sorpresa va por dentro... Están hechos con una masa livianita para ñoquis (¿y si le digo que aprendí a hacerla viéndolo cocinar por televisión a Pepito Marrone...?) estirada pieza por pieza, como un disco finito, y rellena con un trocito de queso mantecoso. Resultado: ¡Quiero más...!

 

 

Lo que llevan:

 

papas medianas 2
yemas 2
harina CANTIDAD NECESARIA (IGUAL VOLUMEN QUE EL PURE OBTENIDO)
sal 1 CUCHARADITA CHICA
manteca 50 GRAMOS
queso mantecoso, roquefort, fontina o el que usted prefiera CANTIDAD NECESARIA (UNOS 200 GRAMOS, APROXIMADAMENTE)

Varios:

salsa de tomates bien condimentada CANTIDAD NECESARIA
queso rallado A GUSTO
una ramita de perejil PARA DECORAR

 

PASO 1 (20 MINUTOS)

Lave bien las papas bajo el agua de la canilla mientras les pasa un cepillito para eliminar la tierra que tengan adherida. Póngalas a hervir con cáscara en una cacerola con abundante agua. Pélelas en caliente (use en lo posible una manopla) y tamícelas o páselas por el prensapuré. Coloque las papas pisadas sobre la mesa o mesada. Sigamos...




PASO 2 (25 MINUTOS)

Ahora coloque sobre la mesa, al lado de las papas pisadas, una montañita de harina de volumen igual al de las papas. Haga un hueco en el centro del puré y coloque allí la manteca indicada, sal a gusto y las yemas de huevo. Mezcle rápidamente con las manos limpias mientras va uniendo todo, integrando lo mejor que pueda estos ingredientes.


PASO 3 (30 MINUTOS)

Súmele al puré de papas la harina y mezcle todo rápidamente hasta obtener una masa lisa y tierna: este es el secreto de los ñoquis. Reserve el bollo hasta utilizar. Corte el queso en dados chiquitos (yo usé queso mantecoso pero usted puede reemplazarlo por otro de su preferencia: puede usar roquefort, fontina, queso de cabra, o el que guste).

 

PASO 4 (50 MINUTOS)

Tome una porción pequeña de la masa (tamaño avellana) y aplástela entre los dedos enharinados dándole forma de disco finito. Coloque en el centro un dadito de queso, cierre la masa como si armara una empanadita liliputiense y hágala rodar entre las manos enharinadas dándole forma de bolita. Armese de paciencia y siga fabricando ñoquis.

 

PASO 5 (60 MINUTOS)

Ponga a hervir abundante agua con sal en una cacerola. Cuando rompa el hervor, eche los ñoquis por tandas en el agua y déjelos hervir un par de minutos. Escúrralos con espumadera, aderécelos con la mejor salsa de tomates que sepa hacer, decore con una ramita de perejil , espolvoréelos por encima con un buen queso rallado y... ¡A la carga...!