miércoles, 5 de junio de 2013

Torta de ricotta


La masa:

Harina leudante, ¼ kilo
Azúcar, 120 gramos
Yema, 1
Huevo, 1

El relleno:

Ricotta, ½ kilo
Azúcar, 200 gramos
Jugo y ralladura de 1 limón grande
Crema de leche, 6 cucharadas
Huevos, 2
 
Cómo se hace:

Forme una corona con la harina. Ponga en el centro el azúcar, la manteca, la yema y el huevo. Mezcle con un tenedor los ingredientes del centro y únales la harina hasta obtener un bollo tiernísimo. Aplaste la masa y forre una tartera enmantecada y enharinada. Reserve el excedente.

Tamice la ricota en un bol. Agregue el azúcar, el jugo y la ralladura, la crema, las yemas y, por último, las claras batidas a nieve. Rellene la tarta con esta mezcla Estire el excedente de masa, córtelo en tiras y cubra el relleno con un enrejado (termine el borde en forma prolija).

Cocine la tarta: primero 5 minutos en el piso del horno (en máximo). Pase el molde a un estante central, gradúe el horno en moderado y continúe la cocción  hasta que el relleno esté firme y la masa doradita.
Retire del horno y deje enfriar la torta. Recién entonces, desmóldela y... ¡glup!