miércoles, 11 de marzo de 2015

Tarta de espinacas con masa de ricotta




Mientras tanto – y no la tome como ningún ejemplo - ¿le cuento la última tarta de espinacas que hice para no engordar? Mezcle ¼ kilo de ricotta con 2 cucharadas de queso rallado, 1 yema, sal y pimienta a gusto y 1 clara a nieve. Y extiéndala con el revés de una cuchara en una tartera apenas enmantecada y enharinada (o no…). Entonces séquela en el horno hasta que este apenas dorada y luego rellénela con 3 paquetes de espinacas hervidas, exprimidas y picadas mezcladas con 2 cucharadas de queso rallado, 1 cebolla rallada, 4 huevos, sal, pimienta y nuez moscada. Así rellena se vuelve a horno moderado hasta que esté firme y luego se sirve como cualquier tarta, cortada en porciones. ¡A ningún gordo se le ocurrirá extrañar la harina! ¿Se dio cuenta?