lunes, 24 de agosto de 2015

Flan de manzanas


Hoy vamos a hacer un postre de tal modo que esas cuatro manzanas panzonas que compró le rindan para 8 comensales. No… no se trata de servirlas partidas por la mitad… “Una de las mayores necedades del mundo es creer en la necesidad y el merito de la pobreza” (O. MARDEN). En cambio, la ayudaré a convertirlas en un flan facilísimo y delicioso.  Primero que nada, acaramele una budinera. O, si quiere apoyar a la industria, úntela con caramelo líquido. Y en último caso, si quiere demostrar que no es racista, enmanteque la budinera y tapícela con un zócalo así de gordo de azúcar negra, bien prensada. De cualquier modo, el resultado será el mismo. “Ciertos seres (léase “ingredientes”) son como ceros, que precisan una cifra que los precede; y su nulidad adquiere entonces un valor diez veces mayor” (BALZAC). ¿Listo? Pele entonces las 4 manzanas barrigonas, quíteles las semillas, córtelas en cubos y póngalas en una cacerola junto con ¾ de taza de azúcar, 4 cucharadas de agua y ralladura de limón. Y hierva hasta que estén blandas PERO NO DESHECHAS. Entonces vuelque dentro de la budinera y finalmente ahóguelas con 4 huevos batidos con ¼ de litro de leche. Lo demás, como siempre, ¡a cocinar en el horno, a baño de María, hasta que esté firme! y recién cuando este frío, desmoldar. ¿Qué tal si acompañamos cada porción con un copete de crema de leche, batida espesa con apenitas de azúcar? ¡No ponga esa cara de gordo a régimen!... “Una manía es el placer vuelto al estado de idea” (BALZAC) ¡REQUETEGLUP!