sábado, 14 de febrero de 2015

Mayonesa para gordos


Bueno… ¡bah! … Es una manera de decir…

“Mayonesa-mayonesa” hay una sola. Y bien sé que si llamo así a esta salsa, seguro que la Cámara de Mayonesas y afines me manda otra nota tirándome de las orejas. Pero como estamos viviendo en plena democracia, ¿quién me quita el derecho de bautizar a mis hijas (léase: recetas) como se me antoje? “En un Estado verdaderamente libre, el pensamiento y la palabra deben ser libres” (Suetonio) ¡Marche una mayonesa sin aceite para una porción!


1)      Ponga en una cacerolita 1 yema, ¾ de cucharada de fécula de maíz y ½ taza de leche. Mezcle bien.
2)      Revuelva continuamente sobre el fuego, hasta que hierva y espese.
3)      Retire y siga revolviendo hasta que se enfríe y esté bien lisita.
4)      Sazone a gusto con sal, pimienta, jugo de limón y mostaza.