viernes, 4 de septiembre de 2015

Galletitas de nuez diferentes


¿Sabía que con los ingredientes que usted tiene habitualmente en la casa se pueden hacer unas galletitas de textura y sabor totalmente distintos? La cocina sigue siendo para mí un arte de magia: mezclamos siempre las mismas cartas pero los resultados suelen ser sorprendentes.
Bata ½ taza de azúcar negra y 2 cucharadas de azúcar molida con ½ taza de manteca hasta obtener una crema. Entonces, agréguele, de a uno por vez, 2 huevos batiendo bien después de cada adición. Finalmente únale 1 ½ taza de harina tamizada con un poquito de sal y ½ cucharadita de bicarbonato de soda mas ½ taza de nueces picadas. Habrá obtenido así una pasta marrón, tal vez importante como este pensamiento: “Es fácil darse cuenta de la diferencia que hay entre un ángel y una persona. La mayor parte de un ángel esta por dentro y la mayor parte de una persona esta por fuera” (FYNN). ¡así son realmente de buenas estas galletitas! Enmanteque y enharine placas para horno y distribuya la pasta de a cucharaditas, espaciadas entre sí. Luego cocínelas en horno moderado, hasta que estén aplastadas y crocantes. Una vez frías, pruébelas. Después, si quiere, descríbalas. ¡GLUP!



Versión 2:


¿Entramos en la cocina para cocinar unas galletitas tan ricas como fáciles? Bata ½ taza de azúcar negro y dos cucharadas de azúcar molido, con 100 gramos de manteca, hasta obtener una crema. Entonces agréguele, de a uno por vez, 2 huevos, batiendo bien después de cada adición. Después únale 1 y ½ taza de harina tamizada con un poquito de sal y ½ cucharadita de bicarbonato de sodio. Por último – y lo más importante -, mézclele ½ taza de nueces picadas. Distribuya entonces la pasta por cucharaditas sobre una placa enmantecada, espaciándolas entre sí: y cocínelas en horno moderado, hasta que estén chatitas y crocantes. Por fuera no dicen nada. Pero por dentro… ¡Qué ricas!